18 fotos microscópicas asombrosas del cuerpo humano que nos cuesta creer que son reales

La ciencia avanzó notablemente, a punto de sobrepasar lo que en algún momento fueron sus propios límites. Así como uno de los ámbitos más explotados es el campo de la salud, que intenta siempre mejorar la integridad física y mental de las personas.

No hay duda de que el cuerpo humano es una máquina compleja y maravillosa, la más cercano a la perfección que existe en el mundo. Es increíble como cada una de las células se comunican entre sí para formar los órganos y demás componentes, los cuales se relacionan entre sí para generar vida. Pero, a pesar del mundo avanzado en que vivimos en este sentido, es aún mayor lo que nos falta descubrir, aunque no por eso dejamos de sorprendernos con cada pequeño descubrimiento, por minúsculo que sea.

Las siguientes imágenes se realizaron a partir de un microscopio de alta tecnología (con una resolución de entre 3 y 20 nanómetros), sobre distintas partes del cuerpo humano. Son tan asombrosas que tendrás la dificultad para creer que son de verdad. Obsérvelas y trata de descifrar de dónde son.
Las imágenes que usted verá a continuación son increíbles, minuciosas y, sobre todo, reales!

1. Así es un pelo humano cuando está naciendo.

El microscopio utilizado para esta y el resto de las fotos tiene una resolución que oscila entre 3 y 20 nano milímetros. Así que no habrá detalle que pase desapercibido. Impresionante.

2. Aunque no parezca, sus cejas son así.

Observe con detalles de la base de donde nacen. Ahora puedes entender porque se nos caen algunas debes en cuando

3. El globo ocular, dando énfasis a los músculos y la pupila.

Se observa principalmente las fibras (similares a unos hilos amarillos); las células musculares del iris (los pliegues superpuestos que se pueden observar) y la pupila del ojo.

4. Así se ve el área de la cutícula.

Además, la imagen incluye una totalmente constituida. Parece una formación rocosa.

5. Cada espacio entre nuestras huellas dactilares, bien de cerca, se ve así.

A pesar de que ninguna es idéntica a la otra, todas parecen como un conjunto de pequeñas y finas capas escamosas juntas. ¿Quién lo imaginaría?

6. Las papilas gustativas parecen pequeñas hogueras.

Esperando para ser avivadas por el estímulo de alguna comida sabrosa.

7. La respiración en su mínima expresión.

Este proceso vital se ve de esta manera dentro del cuerpo, cuando los alvéolos pulmonares se abren para capturar el aire y extraer el oxígeno que contienen.

8. Los característicos glóbulos rojos parecen almohadillas.

9. Otra vista de los glóbulos rojos pasando por dentro de una arteria.

10. Y ahora los glóbulos rojos unidos en un coágulo de sangre.

Una fina red los une y comprime.

11. Cuando te pinchan con una aguja para sacar sangre, así se ven los glóbulos rojos cuando salen.

12. Ahora se combinan los alvéolos pulmonares y algunos glóbulos rojos (apreciados en azul)

Lista para recibir y descomponer el aire.

13. Así se ve un poro sudoríparo.

Una cavidad profunda y enigmática de donde emana un líquido nada sabroso. Es así como se ve.

14. La mucosa intestinal se ve como un gran y resistente coactor.

15. ¿Va a decir que no sabes lo que es eso?

Es el inicio del proceso de menstruación. ¿Te lo habías podido imaginar?

16. Esta sí es más fácil

Es quizás la única que es relativamente común con respecto al resto. Aquí podemos observar los espermatozoides que constituyen el semen.

17. Vista de los mismos soldaditos de la foto anterior, pero en sus cuarteles.

El semen se mantiene empaquetado en estos canales, tal como muestra la imagen. Se ven listos para la acción cuando los llaman.

18. Y para terminar, el milagro de la vida visto microscópicamente.

Sólo con 8 días de la concepción, ya se pueden distinguir algunos elementos que constituirán el cuerpo.

Siempre es bueno aprender algo ¿Verdad?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *